Blog by Boolino

Mucho más que cuentos infantiles

Boolino es más que una web de cuentos infantiles y novela juvenil. Encuentra en nuestro blog consejos de lectura.

boolino entrevista a Miguel Calatayud

Entrevistas  · 

boolino entrevista a Miguel Calatayud

 

Los padres y las madres deben acostumbrarse al asesoramiento, aprender a valorar con criterio propio y desarrollar la capacidad de elección, participar en el entusiasmo por los libros, compartir con sus hijos miradas y lecturas….

Miguel Calatayud Cerdán nace en Aspe (Alicante) el 26 de enero de 1942. Realiza los primeros estudios de dibujo en la Escuela de Artes Aplicadas de Murcia y, posteriormente, se licencia en Bellas Artes por la Facultad de San Carlos de Valencia, en la especialidad de Pintura y Grabado. Es Catedrático de Dibujo en situación de excedencia desde 1982.

Un ilustrador de referencia que comenzó su andadura en los años 70 trabajando para la revista Trinca. Con un estilo único y claramente reconocible ha ilustrado clásicos de la literatura infantil como Escenarios fantásticos, Soy el aire o ¡Una de piratas!

Miguel Calatayud entrevistado en boolinoPionero de la ilustración infantil en España, ha sido Premio Nacional de Ilustración 2009 por el conjunto de su obra. También ha sido galardonado con otros numerosos premios entre los que destacan: Premio Lazarillo de Ilustración por Cuentos del año 2100 (1974). Ha recibido en dos ocasiones el Primer Premio del Ministerio de Cultura a las Mejores Ilustraciones de Libros Infantiles y Juveniles: en 1989 por Una de indios y otras historias y en 1991 por Libro de las M’Alicias. Candidato al Premio Andersen 2000. IBBY Honour List por Kembo (2012).

Kalandraka acaba de publicar ¡Ay Filomena, Filomena! y otros cuentos, el último libro ilustrado por Miguel Calatayud, de nuevo junto al escritor Miquel Obiols.

Es ilustrador del fantástico libro Las islas fabulosas, y autor e ilustrador de Al pie de la letra y El mundo al revés, entre muchos otros.

Hola Miguel, ¿qué es lo que más te gusta ilustrar?

Ocurre que en ilustración partimos siempre de un tema. Aunque el tema sea de cosecha ajena, el ilustrador lo convierte en propio y, a partir de ahí, comienza la creación de imagen, la búsqueda de ideas, los hallazgos visuales. Es el aspecto que considero más interesante. Todo el proceso posterior, al fin y al cabo consiste en resolver cómo presentar esas ideas: técnica y estilo personal, sentido de la forma y el color, concepto de composición, etc.; asuntos de indudable importancia, pero que ya son simple consecuencia del grado de profesionalidad de cada cual.

¿Cómo empezaste en el mundo de la ilustración?

Siempre mantuve la afición al dibujo. Intentaba componer imágenes muy elementales sobre lecturas, películas e incluso temas musicales. Luego de estudiar Bellas Artes en Valencia inicié unas colaboraciones con la editorial Doncel y su publicación infantil El Ballenato, que más tarde se convirtió en la revista Trinca.

¡Ay Filomena, Filomena! Y otros cuentos¿Recuerdas algún libro infantil que marcara tu infancia?

Me gustaban mucho las historietas de humor en Pulgarcito, de Bruguera. En casa había libros, pero no precisamente infantiles. En una ocasión, cierta amiga de mi madre me prestó un grueso tomo encuadernado de relatos (¿editados por Sopena?) con abundantes ilustraciones y aún recuerdo el horror que me produjo la contemplación de las señoras de Barba Azul, degolladas, colgando de la percha del armario. Otro de aquellos cuentos trataba de una niña cazadora de mariposas y de una hada ¡buena! que decidió castigarla. La pobre criatura, una vez convertida en lepidóptero, era mostrada con todo lujo de detalles sangrientos, dentro de una caja de cristal (clímax de la narración), con el cuerpo atravesado por un alfiler.

Cuéntanos un poco más sobre tu trabajo como ilustrador, ¿cómo es tu proceso creativo?

Trabajo bastante los bocetos iniciales con lápiz de grafito. A veces, recurro al montaje con recortes de apuntes que han ido apareciendo por separado. Luego, todo pasa a un trazado limpio elaborado con plumilla fina y tinta china negra algo diluida según convenga. En cuanto a la aplicación del color, a veces existe un borrador previo; en otros casos, la referencia puede consistir en un recorte de prensa gráfica, en la entonación de una fotografía o en una observación del natural. En el tratamiento a base de aguadas intervienen tanto la propia calidad del papel elegido como el grado de humedad con el que se trabaja. He ido sustituyendo las tintas planas y el degradado suave por acabados más irregulares y espontáneos: la acuarela se “corta” al secar y provoca superficies “manchadas” a medio camino entre el control y el efecto casual.

Libro de las M'Alicias fue seleccionado como una de las 100 obras de la Literatura Infantil española del siglo XX. ¿Qué se siente al recibir un elogio tan grande?

Es una satisfacción, sobre todo por lo que supone estar en un sitio de referencia. No obstante, este listado, y otros que puedan surgir, hay que considerarlo como lo que es: una selección elaborada por un grupo de expertos.

En el caso de M'Alicias, lo importante es que, veinte años después de su aparición, Kalandraka lo reedita, respetando su configuración, y además en castellano, gallego y catalán. El libro adquiere así actualidad y permanece entre nosotros.

El libro de las M'Alicias

Autor: Miquel Obiols // Ilustrador: Miguel Calatayud // ISBN: 9788492608157

¿Recuerdas de dónde surgió la idea del libro?

La persona responsable directa del proyecto fue Isabel Cano, editora de S.M. durante unos años. Con ella yo ya había colaborado para la colección Catamarán (Una de indios y otras historias). La idea: una serie de álbumes contemplando la especial complicidad entre escritor e ilustrador. Visité a Obiols en Barcelona y él me propuso una revisión-homenaje personal de Alicia, que se prestaba muy bien al propósito de Isabel. El paso siguiente fue una reunión en Madrid con ella y el director artístico Alfonso Ruano. La responsabilidad final quedó en mis manos en cuanto a pre-maquetación y planteamiento de las ilustraciones.

Además, también has recibido el  Premio Nacional de Ilustración 2009 por el conjunto de tu obra. Es el premio más importante a nivel nacional y supone un reconocimiento por todo el trabajo realizado.  ¿Te lo esperabas?

La verdad es que fue una sorpresa que me llenó de alegría. Cualquier distinción es recibida con satisfacción, aunque esto de los premios hay que tomarlo con suficiente tranquilidad.

En boolino estamos convencidos de que tenemos que conseguir que las niñas y niños lean más, para que se diviertan y, además, cuando sean adolescentes y adultos sigan haciéndolo y hayan desarrollado más sus capacidades cognitivas. ¿Qué recomiendas a los padres que quieren que sus hijos sean buenos lectores?

No aporto nada nuevo si digo que creo en la obligación de facilitar libros, lectura e imágenes adecuadas a cada edad. Los padres y las madres deben acostumbrarse al asesoramiento, aprender a valorar con criterio propio y desarrollar la capacidad de elección, participar en el entusiasmo por los libros, compartir con sus hijos miradas y lecturas…

Calatauyd ilustraciónActualmente contamos con nuevos formatos o soportes en los que poder leer. ¿Crees que son compatibles las diferentes opciones de lectura? O, por el contrario, ¿crees que en diez años el papel se extinguirá?

Bienvenidos los nuevos formatos y soportes. Todo es compatible. No hay más que observar algunas pistas que nos ofrece la actualidad: ¡cine mudo en blanco y negro triunfando en el siglo XXI! La lectura es una cosa y el libro otra. El álbum ilustrado en papel no tiene comparación posible con su versión digital.

¿En qué medida te afectaría que los libros dejaran de escribirse o ilustrarse en papel, si sucediera?

Sigo ilustrando mediante procedimiento manual. Sin intervención del ordenador, que por otra parte me entusiasma y al que recurro (eso sí, con necesidad de ayuda) para cuestiones de diseño gráfico.

En algún caso, el trabajo fue destinado a aplicación digital, no a imprenta; el resultado (que para mí sigue siendo un arte final) es el mismo.

Muchísimas gracias por tu tiempo y atención, y desde boolino te ofrecemos un espacio para compartir inquietudes y conocimientos con nuestros seguidores cuando quieras.

Gracias a vosotros. Sois muy amables. Y enhorabuena a boolino por su estupenda y necesaria labor.

También te puede interesar:

Palabras clave de este post: boolino, entrevista, miguel calatayud, ilustración infantil, libro de las m'alicias

Comentar post