Blog by Boolino

Mucho más que cuentos infantiles

Boolino es más que una web de cuentos infantiles y novela juvenil. Encuentra en nuestro blog consejos de lectura.

¿Dónde vas, Caperucita?

Cuentos infantiles  · 

¿Dónde vas, Caperucita?

El cuento de Caperucita, que los primeros folcloristas recogieron de la tradición oral, era un cuento moralizante que pretendía prevenir a las niñas de los peligros de hablar con desconocidos. Este tipo de cuentos tradicionales, y concretamente el de Caperucita, hacían uso de lo que hoy llamamos pedagogía del miedo para infundir terror a los niños y prevenirles de no adoptar determinadas actitudes en la vida o transmitir determinados hábitos.

En nuestros días esta forma de entender la enseñanza está superada y está demostrado que el miedo no es, ni mucho menos, la mejor manera de que un niño o niña aprenda. En el caso que nos ocupa, la Caperucita que corría de boca en boca antiguamente sorprende actualmente por su crueldad, algo que ha llevado a que el cuento se haya modificado y suavizado a lo largo de los años. Además, para huir del excesivo tono moralizante del cuento, se ha acostumbrado a obviar el epílogo que Charles Perrault añadió al final del cuento y que servía como moraleja para cerrar la historia y dar un mensaje claro.

Así, tenemos a nuestra disposición un sinfín de versiones de Caperucita roja, más o menos fieles a la de Perrault, más o menos originales, muchas de una dudosa calidad literaria y algunas otras excepcionales.

Y es que a pesar de ser un cuento muy trillado, todavía existen autores e ilustradores capaces de hacer magia y ofrecernos revisiones originales, frescas y maravillosas.

Una de nuestras preferidas es la de Adolfo Serra, editada por Narval.

En esta Caperucita rojael lobo será también el bosque, será el peligro pero también el camino, será la única manera de llegar al destino. Un cuento que habla, sin palabras, de lanzarse a ese bosque-lobo y enfrentar nuestros miedos como herramienta de aprendizaje y conocimiento personal.

Adolfo Serra narra el cuento a través de unas imágenes espectaculares, con una gran fuerza expresiva. Prácticamente sólo necesita el negro, el rojo y el blanco para retratar ese fantástico viaje a través del miedo de una caperucita que también es una roja mariposa.

Con un mensaje complejo pero expresado con sencillez –probablemente una de las claves de un buen libro infantil-, Adolfo Serra nos ofrece un cuento precioso, poético y con una cantidad inmensa de lecturas. Adecuado para pre-lectores y primeros lectores, pero también para adolescentes y adultos.

Otra versión que nos encanta, esta vez en clave de humor, es la de Benoît Jacques, editada por A buen paso: La noche de la visita.

En La noche de la visita, cobra protagonismo la abuela del cuento. Esta abuela, más sorda que una tapia, se resiste a ser comida por el lobo que acaba desesperándose ante una mujer aparentemente ingenua.

Las ilustraciones son sencillas y elocuentes y el texto, escueto, rimado y preciso, está magistralmente utilizado para contar la historia a través de las formas y la tipografía. Benoît Jacques nos ofrece un cuento muy ingenioso, divertido e irónico que encantará a niños a partir de 7 años.

 Salamandra 5-3 230 X 50 0213

También te puede interesar:

Palabras clave de este post: caperucita roja, que libro escojo hoy, adolfo serra, cuentos infantiles, versiones, la noche de la visita, benoit jacques

Comentar post