Blog by Boolino

Mucho más que cuentos infantiles

Boolino es más que una web de cuentos infantiles y novela juvenil. Encuentra en nuestro blog consejos de lectura.

boolino entrevista a Roberto Aliaga

Jóvenes lectores  · 

boolino entrevista a Roberto Aliaga

 

"Cuando en algún colegio o en alguna biblioteca alguien me dice: "A mí no me gustan los libros" yo siempre les pregunto lo mismo: ¿Pero los has leído todos?"

Roberto Aliaga (Argamasilla de Alba, 1976), es biólogo y escritor de literatura infantil y juvenil. Aterrizó en la LIJ en 2005 y a partir de la buena acogida de crítica y público de Cactus del desierto, ha ido publicando a buen ritmo y cada año más obras que el anterior. Junto al ilustrador catalán Roger Olmos ganó, en 2008, el Premio Lazarillo de álbum infantil ilustrado por El príncipe de los enredos, y en 2009 la Biblioteca Juvenil de Múnich ha incluido en su prestigiosa selección White Raven la novela fetiche de este autor, Cactus del desierto.

Sus obras han sido traducidas a 13 lenguas: catalán, gallego, euskera, inglés, francés, portugués, italiano, alemán, turco, japonés, coreano, brasileño y polaco.

Hola Roberto, ¿cómo se pasa de la biología a la literatura infantil y juvenil?1291

Es una pregunta recurrente, pero no es tan raro. Tenemos por ahí un par de matemáticos y hasta una física nuclear…

Mi excusa es que la literatura infantil fue antes, pero como sacaba mejores notas en las asignaturas de ciencias me fui por ahí. No obstante la formación no debe ser excluyente en ningún sentido. Los filósofos también suman, los científicos hacen crucigramas y los políticos… bueno, ahora no me sale, pero seguro que también saben hacer algo distinto a lo que quiera que hagan normalmente.

Sin duda Cactus del desierto fue la obra que te abrió las puertas a este mundo. ¿En qué te inspiraste?

Cactus del desierto es un cuento que habla del hogar y de la soledad. Posiblemente es el más autobiográfico que tengo, porque lo escribí en una época de cambios y mudanzas, y de no saber muy bien dónde está tu casa… Con dieciocho años me vine a estudiar a Alicante y desde entonces me empezó una especie de crisis existencial, de no saber dónde estaba realmente, porque ni aquí ni allí me sentía como en casa. Una cosa rara. Menos mal que nació mi hija (coincidiendo con la publicación de ese libro, precisamente) y se me quitaron las tonterías.

¿Te esperabas este triunfo?

No lo entiendo como un triunfo. Eso se dice cuando se gana un premio gordo. Creo que sería más apropiado decir que el cactus fue bien recibido… Y no, desde luego que no me lo esperaba.

¿Recuerdas algún libro infantil que marcara tu infancia?

Sí, recuerdo especialmente Jim Botón y Lucas el maquinista de Michael Ende, y Vania el forzudo de Otfried Preussler. Fueron dos libros que me fascinaron y sobresalieron del resto.

Junto a Roger Olmos recibiste el Premio Lazarillo por el álbum infantil ilustrado El príncipe de los enredos, ¿te lo esperabas? ¿Qué tiene este libro que no tengan los demás?

No, qué va. No me lo esperaba. Además este premio fue un poco de rebote, porque el libro estaba contratado por una editorial, pero, antes de que el libro saliera tuvieron problemas y echaron la persiana. Nos liberaron los derechos y nos quedamos con aquel libro terminado. Roger lo envió a sus contactos. Yo a los míos, y se nos ocurrió presentarlo al Lazarillo, porque daba la casualidad (realmente fue una casualidad) de que se ajustaba a las bases.

Lo que más me gusta de este libro es que acaba mal. Y no está bien visto en estos tiempos eso de que un libro acabe mal…

principe

Autor: Roberto Aliaga // Ilustrador: Roger Olmos // ISBN: 9788426372338

Tus obras han sido traducidas a 13 lenguas y la prestigiosa Biblioteca Juvenil de Múnich ha incluido en su selección White Raven tu primera novela, ¿has cumplido tu sueño?

Me considero muy afortunado porque, desde hace más de tres años, me dedico profesionalmente a algo que me apasiona, y que antes hacía en mi tiempo libre, compaginándolo con otro trabajo del mundo real. En ese sentido sí que puedo decir que he cumplido mi sueño. Pero no hay que entenderlo como algo definitivo, como si se tratara de una meta conseguida. Al contrario. El sueño es estar ahí, pero hay que andar el camino cada día. Y ahí estamos…

En boolino estamos convencidos de que tenemos que conseguir que las niñas y los niños lean más, para que se diviertan y, además, cuando sean adolescentes y adultos sigan haciéndolo, y hayan desarrollado más sus capacidades cognitivas, ¿qué les recomiendas a los padres que quieren que sus hijos sean buenos lectores?

Que lean libros, ellos y los niños, juntos y por separado, en voz alta y en voz baja. Que compren libros. Que vayan a las bibliotecas. A los cuentacuentos. Que lleven un libro bajo el brazo, aunque sepan que no van a poder leer más de dos páginas. Que les cuenten a los niños de qué van sus libros de adulto y pregunten por los libros del niño. Que cuando al niño le guste una película, le busquen el libro. Y sobre todo, dar la posibilidad al niño de probar toda la variedad de libros. Cuando en algún colegio o en alguna biblioteca alguien me dice: "A mí no me gustan los libros" yo siempre les pregunto lo mismo: ¿Pero los has leído todos?

uncamaleonenlaescueladegatos img okActualmente contamos con nuevos formatos o soportes de lectura, ¿crees que son compatibles las diferentes opciones de lectura? O, por el contrario, ¿crees que en diez años el papel se extinguirá?

No espero (ni deseo) que el papel se extinga en diez años. Lo pasaría muy mal, porque no me acostumbro a leer en una pantalla. No puedo. Escribo en pantalla, y releo y corrijo, pero para leer de verdad lo que he escrito tengo que imprimirlo. Sólo entonces uno se da cuenta de la diferencia… No tiene nada que ver un texto con el otro. Las palabras cambian. Los signos de puntuación se recolocan, y el cuento es otro; parecido, pero otro.

¿En qué medida te afecta que un libro se publique en formato electrónico?

Una publicación electrónica no es un libro. Es un pdf en una pantalla. Si tiene animación se puede convertir en una cosa graciosa, a medio camino entre un corto y un juego. Pero tampoco es un libro. Es como comparar una imagen jpg de mi abuela con una fotografía en blanco y negro, de cartón amarillento, que tiene tacto, y olor, y una historia... ¿Realmente las dos cosas son una fotografía?

Y para finalizar, abusando de la oportunidad brindada, nos atrevemos a pedirte que nos recomiendes algunos libros para conseguir despertar en nuestros pequeños el amor por la lectura.

Ayer estuve en la biblioteca con mi hija. Entre los dos sacamos una docena de álbumes. Algunos son muy buenos, otros pasables, y otros sé que serán un tostón, pero los sacamos igualmente porque ahí está la gracia. Luego, después de leerlos, los comparamos. Es bueno que cada uno vaya descubriendo lo que le gusta, por qué le gusta…

Y cuando mi hija me contesta: ¿Y a ti? soy tajante: ¡Yo he preguntado antes!

Muchísimas gracias por tu tiempo y atención, y desde boolino te ofrecemos un espacio para compartir inquietudes y conocimientos con nuestros seguidores cuando quieras.

Links de interés:
http://roberto-aliaga.blogspot.com.es/
https://www.facebook.com/raliagas

 RHM 5-1 230 x 50 patrocinio blog Salamandra 5-3 230 X 50 0213  junie

También te puede interesar:

Palabras clave de este post: boolino, entrevista, roberto aliaga, cactus del desierto, el príncipe de los enredos, literatura infantil, libros para niños

Comentar post