Blog by Boolino

Mucho más que cuentos infantiles

Boolino es más que una web de cuentos infantiles y novela juvenil. Encuentra en nuestro blog consejos de lectura.

Boolino entrevista a Susanna Isern

Jóvenes lectores  · 

Boolino entrevista a Susanna Isern

«Es interesante que los niños vayan a menudo a las librerías y a las bibliotecas. Que se empapen de las imágenes, los colores, que hojeen muchos libros y que participen activamente a la hora de escoger uno para llevarse a casa».

Susanna Isern nació en un pequeño pueblo del Pirineo catalán. Ha vivido en Barcelona, Madrid y Santander, donde reside actualmente. Psicóloga, escritora y madre de tres niños.

De niña siempre llevaba consigo un libro de cuentos y una pequeña libreta, en la que escribía todas las historias que se le ocurrían. Además de escribir, una de sus grandes pasiones es viajar. Durante algunos años fue a menudo al continente asiático donde pasaba largas temporadas.

En el 2011 lanzó a la venta su primer libro: ¡Pilú, Pilú! y en el 2012 son seis los títulos que han visto la luz: Un abrazo de osoKiwi, un pájaro más bien raro, Oso cazamariposas, Nicoleta y el misterio de los juguetes desaparecidos, Nicoleta en Hong Kong y Ayúdame a volar. Algunas de sus obras se comercializan internacionalmente y pueden encontrarse en una decena de idiomas.

Hola Susana, sin duda este 2012 lo recordarás como el inicio de tu proyecto, ¿no?

El año pasado salió publicada mi primera obra: ¡Pilú, Pilú! por ese motivo el 2011 permanecerá en mi memoria de una forma muy especial. Pero sin duda el 2012 está siendo muy bueno con la llegada de cinco libros más. Parece que por fin estoy recogiendo el fruto de tantos años de trabajo.

¿Qué nos puedes contar de cada uno de estos personajes que has creado? ¿Tienen algo en común? ¿Qué puede encontrar un lector de atractivo en ellos?

Independientemente de los personajes, siempre procuro que la historia despierte curiosidad desde el inicio, que haya un momento en el nudo que cause mayor expectación y que el final sorprenda de alguna forma.

Para conseguir este propósito, en los álbumes ilustrados, he recurrido a animales como protagonistas. Me siento muy cómoda con estos personajes y a los niños suelen gustarles mucho. Intento que caigan simpáticos y que los lectores puedan identificarse con ellos y con las cosas que les ocurren. Me gusta jugar con sus tamaños, su fuerza o fragilidad y con las falsas apariencias que eso puede provocar. En ¡Pilú, Pilú! un indefenso chorlito es el encargado de ayudar a un "temible" cocodrilo y en Oso cazamariposas las frágiles mariposas son las que salvan la vida a un enorme oso que se encuentra en apuros. Aunque en estos dos cuentos hay un mensaje mucho más amplio, se podría sacar este denominador común.

En el caso de Kiwi, un pájaro más bien raro el protagonista es un ave atípica, muy diferente a las demás. Pero en su caso estas diferencias no resultan una desventaja sino todo lo contrario. El kiwi me pareció un personaje original y entrañable para tratar el tema de las diferencias. Además, por lo que he podido ver en las presentaciones que he realizado de este libro, a los niños les encanta descubrir las particularidades de un animal tan lejano y desconocido.

Ayúdame a volar también es la historia de un oso, en este caso lo que le ocurre al protagonista es que tiene un deseo muy difícil de cumplir: volar como los pájaros. Los animales del bosque se ponen manos a la obra para ayudarle a conseguir un reto tan difícil.

Como veis, por ahora van dos álbumes de osos. Los adoro. Y pronto habrá otro libro protagonizado por ellos, no digo más.

Las dos novelas de Nicoleta son de un estilo completamente distinto. La protagonista es una niña de ocho años, intrépida y muy lista. Son libros de misterio y aventuras. En este caso Imaginarium me encargó darle vida a una preciosa muñeca de su catálogo. Este es un proyecto que me encanta y con el que disfruto mucho. Creo que en este caso el lector puede sentirse atraído por la intriga que se va creando a lo largo de los capítulos y en el caso de Nicoleta en Hong Kong por lo exótico que resulta el lugar donde transcurre todo.

¿Cómo decidiste que tu mundo giraría en torno a la literatura infantil?

Lo cierto es que no ha sido una decisión meditada. Desde siempre me ha gustado escribir para niños y cuando comencé a trabajar con ellos, después de licenciarme, me di cuenta de que los cuentos podían ayudarme. Así comencé a escribir de una forma más organizada y concienzuda. La llegada de mis hijos avivó más aún esta pasión y escribí ¡Pilú, Pilú! una historia que OQO me dio la oportunidad de publicar. Nunca olvidaré la sensación que tuve al recibir aquella increíble noticia. El resto ha ido surgiendo poco a poco, con mucha ilusión, constancia y esfuerzo detrás.

En base a la pregunta anterior deducimos que tu sueño se ha cumplido, ya que desde muy pequeña tenías esta gran ilusión. Ahora que ya ejerces en este mundo, ¿qué más esperas?

Efectivamente este es un sueño cumplido y muchas veces tengo que pellizcarme para comprobar que todo lo que me ocurre es real.

Encontrar mis libros en las librerías (incluso en el extranjero), recibir mensajes llenos de cariño de algunos lectores que siguen mi trabajo, contar mis cuentos a los niños, poder soñar y escribir nuevas historias... Todo ello me hace sentir una persona muy afortunada. En estos momentos no puedo pedir más. Solo espero poder seguir disfrutando de esta maravillosa experiencia.

En tu biografía dices que de niña llevabas contigo siempre un libro y una libreta en la que escribías todas las historias que te ocurrían. ¿Recuerdas algún libro que te marcara la infancia?

Hay tantos..., pero por decir algunos, recuerdo con especial cariño: El zoo de Pitus, los libros de El pequeño NicolásEl PrincipitoAlicia en el país de las maravillas y algunos cuentos clásicos.

Cuéntanos más sobre tu trabajo como escritora, ¿cuál es tu proceso creativo?

Al igual que cuando era niña siempre suelo llevar una libreta encima. La uso para anotar ideas que me parecen interesantes. Estas ideas pueden permanecer durante meses a la espera o fluir rápidamente. Si veo la historia con claridad, no puedo esperar y me siento a darle forma inmediatamente.

Antes era más desorganizada cuando escribía, pero ahora suelo ser más metódica. Al comenzar a trabajar en un cuento o novela, primero hago un guión. Cuando lo tengo más o menos claro voy desarrollando los puntos. Después releo el texto muchas veces y voy modificando y puliendo hasta que quedo contenta con el resultado. En algunas ocasiones no llego a ese nivel de satisfacción y lo guardo en un cajón para retomarlo, o no, más adelante.

Si una de tus pasiones es viajar, ¿te gustaría ir por el mundo contando tus cuentos a niños de diferentes países?

Me fascinaría. Precisamente en este momento estoy en Francia y tengo previsto ir a contar Pilou! Pilou! (¡Pilú, Pilú! en francés) en un colegio que se interesó por mi trabajo. Es una experiencia maravillosa el hecho de que mis libros se encuentren traducidos a diferentes idiomas y tener la oportunidad de disfrutarlos en otros países es increíble. En un futuro, no muy lejano, me gustaría poder visitar otros continentes y compartir también allí mis historias.

Por otro lado, en relación también con los viajes, por fin en mi último libro, Nicoleta en Hong Kong, he podido unir las dos pasiones. Para trabajar este libro he tenido que desempolvar las fotos, el diario de viaje y hacer memoria de mis viajes a China. Me ha resultado apasionante trasladar al libro todo aquello que había vivido y aprendido de la cultura y las costumbres de este país asiático. Una experiencia que me encantaría repetir sin ninguna duda.

En boolino estamos convencidos de que tenemos que conseguir que las niñas y los niños lean más, para que se diviertan y, además, cuando sean adolescentes y adultos sigan haciéndolo, y hayan desarrollado más sus capacidades cognitivas. ¿Qué les recomiendas a los padres que quieren que sus hijos sean buenos lectores?

Creo que hay que comenzar a crear el hábito desde muy pequeños y para eso es muy importante compartir con ellos un rato de lectura, a ser posible, todos los días. El cuento de antes de acostarse me parece muy buena costumbre. Hablar un poco de lo leído, dar opiniones, sacar conclusiones es también una forma de enriquecer la lectura.

Por otro lado, es interesante que los niños vayan a menudo a las librerías y a las bibliotecas. Que se empapen de las imágenes, los colores, que hojeen muchos libros y que participen activamente a la hora de escoger uno para llevarse a casa.

También es aconsejable enfocar la lectura como una actividad agradable, como un regalo. Y no como una obligación o imposición, ya que entonces corremos el riesgo de que los niños la rechacen.

Otro consejo es que los niños tengan los libros a mano que puedan cogerlos y manejarlos cuando les apetezca y, por supuesto, que vean a sus padres leer. La imitación, dar ejemplo, es fundamental a la hora de educar.

Actualmente contamos con nuevos formatos y soportes en los que poder leer. ¿Crees que son compatibles las diferentes opciones de lectura? O, por el contrario, ¿crees que en diez años el libro en papel no existirá?

Creo que son compatibles y que el papel permanecerá durante muchos años. Para mí los libros de papel tienen un encanto especial que nunca podrá igualar los de formato electrónico. Aunque he de reconocer que hay propuestas de libros interactivos muy interesantes, que también tienen un lugar en mi biblioteca. Si tuviera que escoger me quedaría con el formato papel sin ninguna duda.

Para finalizar, abusando de la oportunidad brindada, nos atrevemos a pedirte que nos recomiendes algunos libros para conseguir despertar en nuestros pequeños el amor por la lectura.

Voy a recomendaros algunos de los libros que mejor funcionan en casa, con mis hijos de 3 y 5 años. Aquellos que me piden que les lea una infinidad de veces y que les despiertan un sinfín de preguntas e inquietudes.

Muchísimas gracias por tu tiempo y atención, y desde boolino te ofrecemos un espacio para compartir inquietudes y conocimientos con nuestros seguidores cuando quieras.

Gracias a vosotros por la invitación. Ha sido un placer.

Links de interés:

También te puede interesar:

Palabras clave de este post: susanna isern, boolino entrevista, literatura infantil, libros infantiles, ¡pilú, pilú!, oso cazamariposas, nicoleta OQO

Comentar post